domingo, 6 de julio de 2008

Jorge Bucay

Quiero que me oigas, sin juzgarme.
Quiero que opines, sin aconsejarme.
Quiero que confíes en mí, sin exigirme.
Quiero que me ayudes, sin intentar decidir por mí
Quiero que me cuides, sin anularme.
Quiero que me mires, sin proyectar tus cosas en mí.
Quiero que me abraces, sin asfixiarme.
Quiero que me animes, sin empujarme.
Quiero que me sostengas, sin hacerte cargo de mí.
Quiero que me protejas, sin mentiras.
Quiero que te acerques, sin invadirme.
Quiero que conozcas las cosas mías que más te disgusten,
Que las aceptes y no pretendas cambiarlas.
Quiero que sepas, que hoy,
Hoy puedes contar conmigo.
Sin condiciones.

1 comentario:

Noeses dijo...

gracias por tu comentario en mundonoes. la verdad cuando esta escribiendo esa entrada no estaba haciendo para ilustrar las diferencias entre las lenguas y pues los llame dialectos para facilitar la lectura y comprensión de los demás. Gracias de cualquier forma por la aclaración, nos leeremos después.